Buscar en el blog

¡Baja tu colesterol en septiembre!

¡Baja tu colesterol en septiembre!


Categorías : Sistema Cardiovascular

En verano, con el calor, tendemos a sobrepasarnos y cometer más excesos de lo habitual. Con la vuelta a la rutina, seguir unos hábitos alimenticios saludables es la manera ideal para reducir tus niveles de colesterol.

Para ayudarte restablecer unos hábitos saludables este mes de septiembre, sigue nuestros consejos y ¡evita que el colesterol se apodere de tu dieta!

  1. Grasas saturadas

Elimina las grasas saturadas de tu dieta, ya que son las principales causantes del aumento del colesterol LDL o ‘malo’ en sangre. Así lo afirma el último estudio realizado por investigadores de la Escuela de Salud Pública T.H. Chan de la Universidad de Harvard en Boston (EE.UU.) y publicado en la revista «JAMA Internal Medicine». Este estudio incide en la necesidad de evitar las grasas saturadas y substituirlas por grasas insaturadas, sobre todo por ácidos Omega 3 y Omega 6, para reducir los niveles de colesterol en sangre.

Consejo: Evita comprar compulsivamente y estudia las etiquetas alimentarias para comprobar la cantidad de grasas saturadas que contiene cada alimento.

  1. Alimentos bajos en grasas o grasas insaturadas

Por lo general, los productos lácteos enteros, como yogures, leche, queso o mantequilla contienen altas cantidades de grasas saturadas. Sin embargo, no debemos eliminar estos alimentos de nuestra dieta ya que podemos sustituirlos por sus homólogos bajos en grasas o insaturadas. Por ejemplo, la leche entera la podemos sustituir por leche desnatada y la mantequilla puede ser sustituida por margarina.

  1. Alimentos con fibra

Una dieta alta en fibra puede disminuir hasta un 10% tus niveles de colesterol en sangre, según la American Heart Association (AHA). Por el contrario, en una dieta baja en fibra el 94% del colesterol es absorbido por nuestro cuerpo. Una buena opción para incluir fibra en tu dieta es sustituir aquellos alimentos básicos por sus versiones integrales, como el pan, los cereales o la pasta.

  1. Fruta y verdura

Consumir cinco raciones de fruta y verdura al día es una de las bases para seguir una dieta saludable, tal y como recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS). A pesar de que la fruta y la verdura no reduce activamente los niveles de colesterol en sangre contribuye a ello, por lo que inclúyela en tus platos como acompañamiento o como alternativa a la carne. La fruta es siempre una saludable, dulce y apetecible opción para desayunar, merendar o como snack. 

  1. Pescado azul

El pescado azul previene el colesterol elevado gracias a su alto contenido de grasas insaturadas. Por ello, la OMS aconseja consumir dos veces por semana este alimento, especialmente por su alto contenido en Omega 3 y Vitamina D. Estos ácidos grasos son esenciales si tenemos colesterol elevado, ya que intervienen en la formación del colesterol HDL o “bueno”, reducen la formación del LDL o “malo” y mantienen los niveles de triglicéridos. Atún, boquerón, caballa, salmón o sardina son algunos de los pescados azules que pueden ayudarte a mantener a raya el colesterol. 

Entradas relacionadas

Profesionalidad

Más de 30 años de experencia

Atención al cliente

De Lunes a Viernes de 8:00 - 15:00 h

Calidad

Ingredientes naturales de alta calidad

Fabricantes

Sin intermediarios

Pago Seguro

Pagos 100% seguros

Entregas en 24/48h

Días laborables, de lunes a viernes
© 2018 Dimefar